44 ODIEL INFORMACIÓN     Jueves 24/5/01                                                     EL Público 
“TEATRO EN EL SUR”

La historia se

Aprende con

La Tabarra

 

Era ya el preludio de lo que seria la tarde del martes, que coparían mas sitio aún de esa gran plaza del Ayuntamiento. Los niños isleños que acudían para ver qué era eso de La increíble historia de un tal Cristóbal Colón. Alrededor de mil pequeñines, y muchos no tan pequeñines, disfrutaron de lo lindo con la preciosa historia de Colón, tan bellamente contada y cantada. Era una verdadera delicia para todos ver aquella nao Santa Maria agitarse sobre un mar azul y dar vueltas sobre las olas. La imaginación y la fantasía no hacían falta para nada porque la realidad allí plasmada daba de sí para que todos nos quedásemos prendidos y prendados de tan preciosa historia.

Los personajes de Cristóbal Colón, que es quien cuenta la historia de su aventura, y los hermanos Pinzones que le acompañaban en la vida real de este teatro de calle, hacían creíble una historia que tiene mas de 500 años. Quizás ayudara en Isla Cristina nuestro personal protagonismo en la reproducción de las carabelas de la nao de José Zamudio, que tan en vivo y tan cerquita la vivimos desde que recibiera el encargo, primero de empezar con la Pinta y luego continuar con todas las demás. Pero el hecho y verdad es que el Teatro La Tabarra consiguió un gran éxito.

 

El huevo de Colón

Cristóbal Colón traslado Palos de la Frontera hasta este puerto y aquí empezó a alistar marineros para su aventura. Los chiquillos levantaban sus brazos y él los apuntaba en su cuaderno. De vez en cuando ponía su famoso huevo de pie sobre el barril. Igual que levantaba su dedo índice, después de humedecerlo, para ver de donde venia el aire.

La intervención de los Reyes Católicos, de marionetas, cautivo a los pequeños que les acogieron con vítores y aplausos. Y, entre músicas y cantos, transcurrió la travesía con el final feliz de ver ondear sobre la arena de las playas del Nuevo Mundo la bandera y la cruz de las tierras españolas.

La dirección, muy buena; la interpretación de los principales personajes, muy conseguida; la ambientación musical, muy lograda; igual que los títeres. Y el movimiento de la nao Santa Maria, impecable, que aquí de eso entendemos un rato.

F. Chávez, ISLA CRISTINA

 

 

FOTO PRENSA FESTIVAL DE TÍTERES DE:

 CARACAS, VENEZUELA

 

PAGINA PRINCIPAL